dimarts, 23 d’agost de 2011

Románico Catalán: Mare de Déu de Ger


Imagen de la Virgen sentada en un trono de tratamiento sencillo (Virgen entronizada), tallada en madera policromada. Desde el punto de vista iconográfico, se corresponde con la idea de la Virgen como Sedes Sapientiae o Trono del Saber, y también se relaciona con la representación de la Iglesia, tal como sugiere la disposición sacerdotal del manto.



María lleva una túnica larga de color rojo, cuyos pliegues inferiores nos permiten ver sus pies calzados, un manto verde y un velo rojizo con decoración floral. Se encuentra en posición frontal, acentuada por la posición de los brazos, rectos por encima de las rodillas, con las manos ligeramente abiertas de forma protectora hacia la figura del Niño, sentado en medio de la falda de la madre con la misma frontalidad, que en este caso solo queda rota por el gesto de bendecir de la mano derecha, mientras la izquierda sostiene un libro abierto con la inscripción  Ego Sum. Viste una túnica amarillenta y un manto rojo colocado en forma de toga.

La figura del Niño no corresponde a un infante, sino que es un adulto de pequeño tamaño, ya que lo que se quiere representar es la imagen de Cristo Juez.

Cap comentari:

Publica un comentari a l'entrada